miércoles, 25 de febrero de 2009

LOLA Y UNA PARTIDA DE CARTAS

-¡Hola, dígame! Residencia de la familia García…
-Hola.
-¿Paquito? Paquiiiiiiiito, qué alegría oír tu voz. Fíjate que me había dicho Mari Pili que estabas afónico. Claro, como no paras de hablar, te pareces a las máquinas a pleno rendimiento. Pero, ¿sabes?
-¿Qué?
-Que Mari Pili es muy exagerada. Además, no comprende a los que tenemos tanto que manifestar como tú y yo. Y luego como somos gente con opinión tan fundamentada pues ella tiene envidia. ¿Qué opinas?
-Si usted lo dice, será así.
-Paquito, ¿por qué me hablas de usted? Siempre has sido un antiguo, pero ¡hombre! Que entre tú y yo hay confianza.
-Si usted lo dice, así será.
-Ay que perra con llamarme de usted. Bueno, da igual, sabes que soy muy tolerante… Bueno, que no hemos comentado las últimas movidas políticas. ¿Te has dado cuenta cómo y de qué manera más vil nos están acorralando? Los sociatas nos quieren machacar con la buena gente que somos. Ahora, yo como Iker Casillas ¡Me siento segura aaaaaaaaaaaaa! ¿Y tú?
-También.
-Paquito, qué poco locuaz estás hoy. Otras veces vienes con la caja de las tiritas para cerrarme la boca y hablar tú y hoy te noto raro, raro. ¿No te habrá hecho nada el juez ése, el que nos quiere meter en chirona como siga así a todos los que hemos votado al PP, verdad?
-Pues no.
-Entonces Paquito, ¿qué te pasa?
-Es que no soy Paquito.
-Anda, leñe, ¿y quién eres?
-Mariano.
-¿Qué Mariano?
-¿Y a usted que le importa, Señora?
-¿Y por qué no me lo ha dicho y me deja que ponga verde a todo el que pasa? Usted además de cotilla es un fresco.
-Oiga señora, yo llamaba para hablar con mi amigo Antonio sobre la partida de mus que vamos a jugar, y me sale una cotorra hablándome sobre el sexo de los ángeles. ¿Qué quiere que haga yo entonces si no me dejaba meter baza?
-Es usted un capullo.
-Y usted una facha.
-Y usted un rojo.
-Y a mucha honra, Señora, que donde tiene que estar usted es, es… Por cierto Señora, ¿sabe jugar al mus?
-Pues no. Sé jugar al tute, a la oca y al parchís.
-Lástima, nos faltan dos compañeros.
-Tranquilo, vamos Mari Pili y yo. ¿Dónde quedamos?
-Señora, si me acaba de decir que no sabe jugar al mus.
-¿Y qué? ¿Y por eso no vamos a jugar?
-Váyase usted al cuerno Señora ¡Adiós!
¡Uy!... Me ha colgado, qué gente más rara hay por el mundo.

9 comentarios:

roxana dijo...

Realmente hay gente extraña! jajajaj Un beso que no sepa jugar al mus????? que barbaridad!
Beso

Pedro dijo...

¡Hola Lola! Yo ni me llamo Mariano, ni soy rojo, ni juego al mus, pero ando como loco buscando una pareja que le guste (y sepa) jugar a la "canasta" o al "continental", así que díselo a Mari Pili. Yo pongo la merienda. (mi mujer es una "expelta" jugadora y yo tengo amplios "concetos" de la dinámica del juego)
¡No, no me llamo Pepiño y no soy rojo, pero tampoco Blanco...!
Besotes.

Mónica dijo...

Hola me encantó... te diré que mi perra divina Labradora se llama Lola y la adoro!

bsss

ana dijo...

No paro de reirme con las situaciones de Lola.
Me encanta como habla y piensa.
Seguro que si al final hubieran ido a jugar al mus, hubieran ganado.
Un besito muy fuerte y me pongo ya en lista de espera para tu próximo relato.

Un besito muy fuerte.

Pedro dijo...

Seguramente que jugarás de fábula a la canasta, pero...¿Sabes hacer jeroglíficos-anagrama...?
Te invito esta noche a partir de las 0:00h a una nueva receta y la resolución de un jueguecito de mi invención (je,je,je,je...)
Puedes traer a Lola y a Mari Pili, habrá bollitos de berenjena para todos.
Un besote.

GAB dijo...

que falta de imaginacion de no jugar al mus con quien no sabe... recuerdese al manolito de mafalda cuando jugaba con el guille...

danielle dijo...

Hola mª Angeles!! jajajaj, hayy! la lola! jajaj que despistada está!

Un saludo

Marinel dijo...

Sabía que me harías sonreír con tu Lola, que es capaz de las conversaciones más extrañas con la gente más variopinta...
Tan genial como siempre.
Besos.

El peregrino dijo...

Descubro este blog de tan agradable lectura. Seguiré pasando por aquí. Hay frases que me han hecho reír mucho, otras pensar mucho, otras descubrir la vida. Enhorabuena.
Saludos desde Bogotá